El club de las palabras perdidas: arrebol

Hoy vamos a rescatar palabras y vamos a hablar, como en otras ocasiones, de hermosas voces que, por un motivo u otro, no se utilizan con frecuencia. Intentaremos ponerlas en valor, así como fomentar no solo su rescate, también su uso real. Y es que de nada sirve llenar un cajón o un apartado de palabras rescatadas si después nosotros igual las olvidamos. De hecho, qué triste es esa práctica. Así, hoy abrimos las puertas del Club de las palabras perdidas para sacar de la oscuridad del diccionario una palabra ciertamente bonita. Un rescate que llega a este jardín de la mano de un seguidor que ya ha participado más veces y que le gusta mucho este club. Se trata del historiador Javi Solís y la palabra que quiere rescatar es arrebol.

Sigue leyendo «El club de las palabras perdidas: arrebol»

Feliz día de las bibliotecas 2022

Desde el año 1997, cada 24 de octubre se celebra en varios países el Día Internacional de las Bibliotecas. Día en el que se quiere reivindicar la importancia de estos centros para la historia de la humanidad, ya que son un cofre de nuestra cultura.

Se celebra debido a que en 1992 la Biblioteca Nacional de Sarajevo quedó en ruinas por la guerra de los Balcanes. Este memoricidio (palabra que se utiliza para describir la destrucción cultural de un pueblo) causó una gran impresión en todo el mundo, sobre todo cuando el músico Vedran Smailovic tocó su violonchelo entre los escombros de la biblioteca. La destrucción de la cultura y también de un edifico muy importante, bellísismo, que simbolizaba la historia, avance y crecimiento de un pueblo.

Este es el cartel que ha diseñado Xulia Vicente para celebrar el Día de las Bibliotecas de este año. ¿Os gusta?

¡Feliz día de las bibliotecas!

El club de las palabras perdidas: repiquetear

Hace ya un tiempo que no rescatamos palabras. ¿Os apetece? Pues vamos allá. Hoy, en el Club de las palabras perdidas, vamos a sacar de la oscuridad del diccionario una palabra muy otoñal. Se trata de un rescate propio que tenía muchas ganas de hacer y compartir con vosotros. De una palabra que a mí, particularmente, me gusta mucho y que suelo utilizar con frecuencia; si bien, es cierto que no la oigo tanto como me gustaría. Se trata de repiquetear.

¿Y solo una palabra? Sí porque de esta bonita voz vamos a obtener otras que, igual de hermosas, nos van a llevar por senderos muy curiosos, ya veréis, donde hablaremos de lluvia, campanas, Francia y hasta de juegos de cartas.

Sigue leyendo «El club de las palabras perdidas: repiquetear»