El club de las palabras perdidas: pretina y leontina

Hoy, en el Club de las palabras perdidas, vamos a rescatar un par de voces olvidadas muy interesantes. Nos las acercan desde Velasco Ediciones, que, como podéis serlo vosotros, se han convertido en rescatadores.

Las palabras que vamos a recuperar para apostar por su uso son: pretina y leontina.

Pretina (del lat. *pectorīna, de pectus, -ŏris ‘pecho’.), según la RAE:

  1. Correa o cinta con hebilla o broche para sujetar en la cintura ciertas prendas de ropa.
  2. Cintura donde se ciñe la pretina.
  3. Parte de los calzones, briales, basquiñas y otras ropas, que se ciñe y ajusta a la cintura.
  4. Cosa que ciñe o rodea otra cosa.

Es una palabra que reconozco que no uso. ¿Y vosotros? Es, no obstante, inspiradora porque suena muy bien. Desde Velasco Ediciones la rescatan en el sentido de cinturón, que, como veis, se correspondería a su primera acepción. Me parece una buena idea. En lugar de repetir tanto la palabra cinturón, usar en su lugar pretina. Os invito a hacerlo.

También la podemos usar dentro de la locución adverbial coloquial: «meter, o poner, a alguien en pretina», es decir, «meterle en cintura». Esta última frase seguro que os suena, pues es muy utilizada. No así con pretina. Yo, al menos, no lo había escuchado, pero me gusta. Es una palabra que nos puede dar mucho juego.

Leontina (del fr. léontine.), según la RAE:

  1. Cinta o cadena colgante de reloj de bolsillo.

Un una palabra de origen francés muy sonora y diferente, también aportada por Velasco Ediciones cuyo editor, Cristian Velasco, explica que la conoce y recuerda gracias a su abuelo, que la usaba con frecuencia y hablaba del «reloj de leontina». ¿Qué os parece? ¿Os gusta? Tener un reloj de cadena o de leontina. Cuando era pequeña, por casa, había algún reloj de este tipo. Creo que todavía estará sesteando por algún cajón.

Leontina no se usa apenas porque es más frecuente decir de cadena, pero revindiquemos leontina y usémosla porque este club no solo es un acumulador de vocablos. Es un lugar en el que comprometerse a utilizar de forma más frecuente las palabras que salvamos.

Pretina y leontina. Dos hermosas palabras que hoy hemos rescatado del olvido. Os recuerdo que vosotros también formáis parte de este club y que, si queréis, podéis participar, como han hecho en Velasco. Estaré encantada de apuntar vuestras propuestas y rescatarlas en próximas entradas.

Más palabras perdidas Aquí


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.